0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Llega crimen hasta altamar

La inseguridad alcanzó también a las plataformas marinas y los buques de Pemex ubicados en la Sonda de Campeche.
martes, 9 de octubre de 2018
Por: Agencias
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
La inseguridad alcanzó también a las plataformas marinas y los buques de Pemex ubicados en la Sonda de Campeche.

Las bandas de "piratas" entran hasta 130 kilómetros mar adentro para atacar instalaciones de Pemex y robar herramientas, máquinas, cable de cobre, extinguidores y hasta módulos y consolas de control de presión de los pozos.

El mayor número de atracos se ha presentado en la Región Marítima-Noroeste, donde están el complejo de Cantarell y los yacimientos Ku-Maloob-Zaap (KMZ).

Otra área de ataque es la Región Marítima-Suroeste, en el Litoral de Tabasco, y Abkatún-Pol-Chuc (APC), que se ubica entre Campeche y Tabasco, a 132 kilómetros del Puerto de Dos Bocas.

En 2017, en la zona de Cantarell-KMZ se reportaron 89 asaltos, mientras que en la de Tabasco y APC se contabilizaron 103 robos.

Sin vigilancia y control, los "piratas" pueden subir plataformas localizadas a entre 50 y 100 metros de altura.

La senadora de Morena Margarita Sánchez García, ex líder del sindicato petrolero en Campeche, denunció que los ataques van en aumento y en los últimos meses se tiene el reporte de al menos 24 asaltos a las plataformas de la Sonda de Campeche.

"Los asaltos son cometidos por una especie de piratas que, con lanchas de motores pequeños, arriban fuertemente armados a las plataformas, someten a los trabajadores poniendo en riesgo la vida de éstos", dijo.

"Además de despojarlos de sus pertenencias, roban equipamiento que se encuentra en dichas instalaciones".

Según testimonios de los trabajadores, relató, los artículos que se han robado incrementan el riesgo al que se enfrentan quienes han sido contratados para determinadas tareas.

La senadora explicó que "los piratas" se han llevado equipos de respiración autónoma, considerados como de alta seguridad y necesarios para que los empleados sobrevivan en caso de una fuga de gas.

"También se han robado módulos y consolas, cuya función consiste en controlar la presión de los pozos petroleros", detalló.

En diciembre pasado, la Secretaría de Marina amplió las áreas marítimas de seguridad para controlar la navegación y sobrevuelos en las inmediaciones de instalaciones petroleras, y estableció cuatro polígonos en la Sonda de Campeche.

"Recientemente se han presentado una serie de robos y actos vandálicos a la infraestructura petrolera por medio de embarcaciones menores que se encubren con las embarcaciones ribereñas que se dedican de manera legal a realizar actividades de pesca", reconoció la Marina.

Pero la legisladora de Morena, quien este martes llevará el caso a la tribuna del Senado, denunció que aunque la Marina limitó la navegación en 5 mil metros alrededor de las plataformas petroleras, se descuidó la vigilancia.

"En ese radio, solo se permiten actividades requeridas para la exploración y producción petrolera, se autoriza el tránsito rápido e ininterrumpido de embarcaciones pesqueras en ruta y fuera de estas áreas (...) No obstante, el problema de seguridad se sigue incrementando", señala el punto de acuerdo que será presentado en el Senado.

La morenista explicó que los trabajadores han reportado que los ladrones cuentan con radios que son capaces de interceptar o recibir comunicaciones aéreas.

Refirió que, en uno de los 24 asaltos, se tuvo noticia de que uno de los empleados solicitó ayuda desde un helicóptero, por lo que la aeronave fue atacada con disparos de arma de fuego.

Este día, durante la sesión ordinaria, Sánchez García también pedirá un informe pormenorizado en el que se detallen los protocolos y medidas de seguridad que se han implementado en la Sonda de Campeche.
En aumento

Documentos de Pemex Exploración y Producción refieren que, en el pasado, los actos ilícitos en las plataformas marinas ocurrían de manera esporádica.

Sin embargo, la empresa reconoce que a partir del segundo semestre de 2016 se presentó un incremento.

De acuerdo con sus estadísticas, en ese año se registraron 114 eventos, mientras que en 2017 la cifra se elevó a 276 incidentes.

"Los bloques más afectados son Cantarell, con 36.9 por ciento, y Litoral, con 36.4 por ciento. La tendencia delictiva en el 2017 llegó a una cantidad superior en un 142 por ciento respecto al 2016", indica.

En septiembre pasado, Pemex admitió que esos delitos ponen en riesgo a las instalaciones petroleras y al medio ambiente en la Sonda de Campeche, y recordó que ese tipo de faltas son penalizadas con hasta 25 años de prisión.

Anunció que incrementaría la seguridad en las inmediaciones de esas instalaciones petroleras.

"Ante actos delictivos que se han presentado en contra de las plataformas petroleras en el sur del Golfo de México, Pemex ha asignado mayor personal de protección a bordo en los centros de trabajo y ha incrementado el uso de tecnologías para detectar e informar presuntos actos de intrusión", reportó.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion