AL PIE DE LA LETRA
Raymundo Jiménez

0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
PAN: de mal en peor

Juan José Rodríguez Prats, quien actualmente preside la Comisión de Doctrina del CEN del PAN, ha dicho que en la contienda por la dirigencia nacional entre Marko Cortés y Manuel Gómez Morín Martínez del Río los militantes enfrentan el dilema de escoger “entre lo malo y lo peor”, pues al diputado federal michoacano lo considera un títere del ex gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, mientras que al nieto del fundador del partido blanquiazul lo tacha de ser “comparsa” para legitimar la elección de Cortés.
lunes, 8 de octubre de 2018
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
Juan José Rodríguez Prats, quien actualmente preside la Comisión de Doctrina del CEN del PAN, ha dicho que en la contienda por la dirigencia nacional entre Marko Cortés y Manuel Gómez Morín Martínez del Río los militantes enfrentan el dilema de escoger "entre lo malo y lo peor", pues al diputado federal michoacano lo considera un títere del ex gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, mientras que al nieto del fundador del partido blanquiazul lo tacha de ser "comparsa" para legitimar la elección de Cortés.

En entrevista concedida a la revista Proceso, el ex diputado federal y ex senador tabasqueño acusa inclusive a Cortés de corrupto, pues relata que en 2011, cuando le tocó ser delegado del CEN del PAN en la sucesión estatal de Michoacán, Cortés, quien quería ser candidato a la gubernatura, le reveló que contaba con 70 millones de pesos para su campaña que le habían entregado empresarios locales a cambio de negocios.



En Veracruz, José de Jesús Mancha Alarcón, quien pretende reelegirse como presidente del Comité Directivo Estatal, está cortado con la misma tijera.

De hecho Mancha apoya a Cortés, quien de última hora incluyó en su planilla al hijo del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, aunque no en la Secretaría General como quería el mandatario veracruzano.

Esa posición, como ya se sabe, fue negociada por Cortés con el ex senador sonorense Héctor Larios, quien inicialmente intentaba contender por la presidencia en una fórmula con el poblano Moreno Valle, el cual -según Rodríguez Prats- aspira a la candidatura presidencial de 2024, para cuyo proyecto ha impulsado a su esposa Martha Érika Alonso a la gubernatura de Puebla.

En la entidad, al igual que en el nivel nacional, el panismo veracruzano también deberá elegir "entre lo malo y lo peor", pues aparte de Mancha la otra opción que les queda es la de Joaquín Rosendo Guzmán Avilés, quien acaba de renunciar como secretario de Desarrollo Agropecuario para buscar la dirigencia partidista.

El ex alcalde, ex diputado y hombre fuerte de la región de Tantoyuca sería el "Plan B" del gobernador Yunes Linares, con quien aparenta haberse distanciado.

Sin embargo, a pesar de su alianza con el grupo del ex dirigente y ex diputado federal Enrique Cambranis Torres, quien será diputado plurinominal a la LXV Legislatura local entrante, la "cargada" parece estar a favor de Mancha Alarcón, como se evidenció este domingo durante el registro formal de su candidatura, a la que concurrieron diputados locales y senadores, con los cuales ha compartido complicidades políticas y de negocios.

Y es que aunque sus amanuenses han tratado de defenderlo aduciendo que es un "empresario exitoso" que lleva ya varios años en el ramo de la construcción, lo cierto es que hasta antes de este mini gobierno yunista, Pepe Mancha no tenía antecedentes empresariales.

En la reciente campaña electoral, Rocío Nahle, actual senadora y futura secretaria de Energía, dijo con sorna que "de repente" Mancha "resultó un exitoso constructor", al exhibir los contratos que por cerca de 23 millones de pesos había recibido el dirigente estatal en funciones de su camarada Julen Rementería como secretario de Infraestructura y Obras Públicas, antes de que el titular de la SIOP contendiera para el Senado de la República.



A finales de junio de este año, el portal de noticias La Silla Rota dio a conocer que Mancha recibió más de 70 millones de pesos de distintas instancias de gobierno a través de cinco empresas.

El portal informativo aseguró que ese dinero correspondía a licitaciones de obras públicas y convenios publicitarios en los ejercicios fiscales 2017 y 2018, para lo cual el dirigente estatal del PAN usó como prestanombres a su esposa Monserrat Ortega Ruiz y a su mamá Cristina Sergia Alarcón Pérez, a la que le fue asignado por el Congreso local un convenio de difusión por 720 mil pesos dada la complicidad de su influyente hijo con el diputado local Sergio Hernández, actual presidente de la Junta de Coordinación Política y a quien Mancha ratificaría en la próxima Legislatura como coordinador de la disminuida bancada de Acción Nacional, pues le cedió nuevamente la curul por la vía plurinominal.

Pero dicha coordinación también la quiere Cambranis, posición que obviamente dependerá de la suerte que corra su socio político Joaquín Guzmán.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion

Columnas Anteriores