Hora Libre

0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
El oscuro Barcelata y su guerra contra el arte

Grillo hasta la náusea mientras comandaba un grupo de economistas de la UV que analizaba críticamente la aplicación del presupuesto público y los indicadores económicos del estado en los sexenios de Fidel Herrera y Javier Duarte (hoy ya no publican nada del gobierno en turno), integrante de un grupo de defensa de la UV y ahora un gris funcionario que no ha logrado sacar del hoyo al Instituto de Pensiones del Estado (IPE), Hilario Barcelata Chávez puede no solo pasar a la historia por haberse aprovechado del puesto para saciar sus gustos romanos
jueves, 12 de julio de 2018
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
Grillo hasta la náusea mientras comandaba un grupo de economistas de la UV que analizaba críticamente la aplicación del presupuesto público y los indicadores económicos del estado en los sexenios de Fidel Herrera y Javier Duarte (hoy ya no publican nada del gobierno en turno), integrante de un grupo de defensa de la UV y ahora un gris funcionario que no ha logrado sacar del hoyo al Instituto de Pensiones del Estado (IPE), Hilario Barcelata Chávez puede no solo pasar a la historia por haberse aprovechado del puesto para saciar sus gustos romanos sino por haber destruido un proyecto cultural privado que ha prestigiado a Xalapa en el ámbito teatral nacional e internacional, encabezado por Abraham Oceransky.

Con doctorado en Finanzas Públicas y maestrías en Desarrollo Regional y de Planificación Económica, al economista Barcelata le faltarían muchos años de su vida para comprender los efectos dañinos que estaría provocando con el desmantelamiento del Teatro La Libertad, un centro cultural desde la iniciativa de los creadores, que se ha mantenido casi una década en la calle de Ignacio de la Llave de Xalapa, con una carpa que ha sido el espacio para múltiples proyectos teatrales de gran envergadura, producto de un colectivo de actores y actrices, productores y dramaturgos.



Y es que a Barcelata la economía le ha servido no solo para conseguir el hueso que detenta con el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, sino para explotar a jovencitas que ponía a trabajar a prueba por un mes en sus negocios de video, como el Videomar que estaba en Altamirano, entre Clavijero y Azueta, donde tras la "prueba" eran despedidas por no haber dado el ancho en un changarro que no necesitaba muchas luces para ser operado, sin pagarles, sustituyéndolas por otras, a las que hacía lo mismo.

A muchos académicos de izquierda de la UV los engatusó con sus dardos críticos desde la economía, pero su sentido humanista está muy lejos de darle argumentos para defender a una institución como el IPE.

Ahora, obedeciendo a un patrón herido por la derrota electoral, Barcelata Chávez trata de "recuperar" un espacio que hace casi una década le fue entregado en comodato a Oceransky para que funcionara su carpa, donde se han ofrecido funciones teatrales y se han vivido intensos procesos formativos y de investigación teatral.

Las benditas redes sociales
"Medios cercanos del gobierno de MAYL ya están cerrando o están haciendo movimientos para ver dónde colocarán a la pitonisa.

¡Caray!"

Oceransky ya desmonta su teatro
El director y dramaturgo nacido en 1943 ya está desmontando su estructura. No es la única que ha creado: ha construido y adaptado varios espacios teatrales con sus propios recursos, como la Carpa Alicia en el Auditorio Nacional (1969-1971), el Teatro el Galeón (1970) y Teatro T (1976) en la Ciudad de México; en Xalapa levantó el Teatro de la Facultad de Teatro de la UV (1987), de la que fue director, el Teatro Estudio T (1989) y el Teatro La Libertad (2009)



Ahora, el IPE ha procedido legalmente contra Abraham Oceransky para que regrese el terreno que es un bien del IPE, y el dramaturgo tendrá hasta el 17 de julio para desmontar su teatro, lo que le ha significado no solo el deshonor de ser señalado por un imbécil como invasor, sino además erogar una gran cantidad de recursos personales para derribar su teatro y destruir los sueños de un incansable promotor de la cultura.

Y todo porque seguramente Yunes Linares consideró este espacio como uno más de los sustraídos a los veracruzanos y quiere llenar un spot de uno o dos minutos solazándose con la mentira de que sigue siendo el paladín de los veracruzanos.

En una nota de José Topete, publicada en el portal Al Calor Político, Abraham Oceransky pinta el drama que han armado los ignorantes funcionarios del IPE, encabezados por su enamoradizo director, Hilario Barcelata, y por las huestes de Yunes:

"Me acusan de aprovecharme de este lugar, de estármelo robando; lo que para nada es cierto. Es un señalamiento que me dolió mucho y que todavía me tiene enojado, porque yo no me quiero aprovechar de nadie, no hago arte para eso (...) Para mí es como si se hundiera el Titanic, por eso la cara que traigo.

No soy un ladrón, yo vine a Veracruz a generar otras cosas, por eso me quedé aquí, porque era un lugar propicio para hacer cosas, con gente chingona, alegre, que cada vez es más difícil ver en la calle".

Por fortuna, los panistas ya se van y solo estarán dos años en el gobierno de Veracruz, donde han destruido a la ciudad, a su gente, a sus creadores, a sus instituciones, colocando a ineptos en todas las dependencias de gobierno, como el director del Instituto Veracruzano de Cultura, Enrique Márquez Almazán, un

Edel Álvarez Peña, el imperio se desploma
Edel Álvarez Peña, presidente del Tribunal Superior de Justicia, tenía todo preparado para su reelección.

Él mismo decía que ya tenía acordado con el Chikiyunes ser su Secretario de Gobierno o mínimo la reelección y poner de magistrados a varios de sus allegados... o allegadas.

Pero jugó doble y hasta triple. Su pasado y presente priista lo traerá siempre; eso de que era el más panista de los panistas tan pronto ganó Miguel Ángel Yunes Linares, nadie se lo creyó.

Se reunía con gente cercana a Pepe Yunes. Se reunía con Miguel Yunes Márquez. Ofrecía impunidad a través de sus jueces y toda una estructura a través del Poder Judicial en el Estado.

Ofrecía el Poder Judicial en bandeja de plata.

No operó, no cabildeó, no hizo nada y, ante la derrota de ambos, ahora ya es morenista. Es ya de todos sabido, su propia gente lo divulga en los pasillos del Poder Judicial, que pretende acordar con el Gobernador Electo su reelección a cambio del nombramiento de los nuevos 13 Magistrados.

En siete meses no dio una sola palabra, pero tan pronto el Gobernador en turno reconoció al electo, salió en todos los medios la "apremiante" necesidad de nombrarlos.

Ahora sí le urge a Edel.

Pero se le olvida a él, y no sabemos si al mismísimo gobernador, que por cortesía y civilidad política ese tema y el nombramiento del fiscal anticorrupción deben ser parte de los acuerdos de transición.

No resulta viable que el gobernador, al que le quedan menos de cuatro meses, designe a una tercera parte del Poder Judicial y a todo el sistema estatal anticorrupción.

Menos, cuando la próxima legislatura será de mayoría morenista.

Este jueves 19 pretenden dar el albazo legislativo e intentar juntar las tres cuartas partes del Congreso para imponer a sus magistrados, al fiscal anticorrupción y a los contralores de los organismos autónomos.

Es el mismo actuar de Duarte en sus últimos meses, querer imponer magistrados y fiscal. El mismo error si es que lo llevan a cabo.

El gobernador electo debe intervenir y el gobernador en turno debe mostrar esa madurez política que le obliga y dejar estos nombramientos a su sucesor y a la próxima Legislatura o acordarlo entre ambos.

Nadie más, y menos Edel. Solo basta recordar que dejará endeudado el Poder Judicial por los próximos 30 años con 5 mil millones de pesos para la construcción de 21 ciudades judiciales mediante el sistema de las Asociación Pública Privada.

Se dice que el 10% de ese monto (500 mdp) fueron a parar a la campaña del fallido Yunes hijo.

¿Cuál es la lista de magistrados que pretende imponer Edel?
Los personajes que de verdad quiere imponer Edel Álvarez como Magistrados nuevos (aparte de Luisa Samaniego), dispensando la edad exigida por la Constitución, son:

Andrés Domínguez (secretario del pleno), Esmeralda Ixtla (secretaria del Consejo), Alma Aleida Sosa (la juez que ha metido a la cárcel a todos los exfuncionarios duartistas, como pago, claro está), Verónica Portillo (igual que la juez anterior), Daniel Ruíz (hijo del ex magistrado Daniel Ruíz, quien calificó de legal la elección de Fidel Herrera), Javier Contreras Chargoy, Jorge Franco Álvarez (su sobrino y hoy coordinador de la unidad administrativa del tribunal de conciliación y arbitraje) y Francisco Berlín (su coordinador jurídico), entre otros.

Ya abordaremos más detalles de lo que ocurre en el Tribunal Superior de Justicia, a cargo de este empresario periodístico.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion