0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Un destacado senador republicano advierte de que Trump puede desatar una “Tercera Guerra Mundial”

Las palabras de Bob Corker revelan el nerviosismo en el partido por el estilo caótico del presidente
martes, 10 de octubre de 2017
Por: Agencias
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
El Partido Republicano da cada vez más muestras de que se agota su paciencia con el presidente Donald Trump cuando solo lleva ocho meses en la Casa Blanca.

Bob Corker, un destacado senador y máximo responsable del Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara Alta, advirtió el domingo de que Trump trata la presidencia como un "reality show" y que sus encendidas amenazas a otros países podrían poner a Estados Unidos "en el camino hacia la Tercera Guerra Mundial".


La insólita reprimenda de Corker, en una entrevista al diario The New York Times, es sintomática. El veterano y respetado senador por Tennessee anunció recientemente que no aspirará a la reelección en 2018, por lo que se siente liberado para hablar sin tapujos.

Sus declaraciones revelan la creciente brecha en el partido ante la caótica presidencia del también republicano Trump. Y son significativas porque Corker apoyó al magnate inmobiliario durante la campaña electoral aunque en los últimos meses se han distanciado.

El legislador sugiere que muchos conservadores piensan como él. Las divisiones internas entre los republicanos ya propiciaron el fracaso del intento de reforma sanitaria y ahora pueden poner en jaque la reforma fiscal, la única posibilidad que tiene Trump de lograr un éxito legislativo este año.

Desde que llegó a la Casa Blanca en enero, el exshowman televisivo, sin experiencia política, no ha tenido reparos en mantener el carácter volcánico que mostró durante la campaña.

Trump ha arremetido ferozmente contra compañeros de su partido, incluido el líder del Senado, ha humillado a miembros de su Gobierno y le ha sido imposible no dilapidar públicamente a cualquiera que le criticara mínimamente.

Esta es la secuencia del enfrentamiento con Corker. A las 9.59 de la mañana del domingo en Washington, Trump publicó un mensaje en Twitter: "El senador Corker me ‘suplicó' que le apoyara para su reelección en Tennessee.

Le dije que ‘no' y abandonó (dijo que no podía ganar sin mi apoyo). También quería ser secretario de Estado, yo le dije ‘No gracias'.

Él también es ampliamente responsable del horrendo acuerdo con Irán".

A las 11.13, Corker respondió en Twitter con una virulencia irónica: "Es una pena que la Casa Blanca se haya convertido en una guardería para adultos.

Alguien obviamente faltó a su torno esta mañana".

Como tantos otros mensajes, es un misterio por qué Trump arremetió contra Corker en Twitter. Se especula con que pudo ver en el programa matutino del domingo de la cadena Fox, su favorita, la repetición de unas declaraciones del senador unos días antes en que afirmaba que el secretario de Estado, Rex Tillerson, era uno de los tres miembros del Gobierno que "separaban a nuestro país del caos".

Tras su respuesta en Twitter, Corker decidió llamar a un periodista del Times y dar su versión. Aseguró que Trump mentía porque fue él quien prometió apoyarle si se presentaba a la reelección.

"Me preocupa. Debería preocupar a cualquiera al que le importe nuestra nación", dijo sobre el mandatario. "Sé que cada día en la Casa Blanca, se trata de contenerle a él", agregó.

Y sobre sus compañeros republicanos en el Capitolio: "Excepto unas pocas personas, la inmensa mayoría de nuestro ‘caucus' entiende qué estamos afrontando aquí, la volatilidad y el tremendo trabajo que lleva a la gente alrededor de él [Trump] tratar de mantenerle en el camino del medio".

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion